martes, 24 de febrero de 2015

VII Congreso Internacional de Educación y I Jornadas Internacionales de Comunicación en UCSF

Se encuentra abierta la preinscripción para el VII Congreso Internacional de Educación: “El Aula un Mundo, El Mundo un Aula” y las I Jornadas Internacionales de Comunicación “ Medios y Actitud Crítica” que organiza la Facultad de Humanidades de la Universidad Católica de Santa Fe. Los eventos se desarrollarán los días 3, 4 y 5 de Septiembre de 2015 en paralelo, con actividades específicas en común. Actualmente, se encuentra abierta la preinscripción para recibir novedades y fechas importantes Más información en el sitio del evento.

domingo, 22 de febrero de 2015

19 excelentes sitios para descargar libros gratis en Español



Existe una gran cantidad de sitios que ofrecen sus bibliotecas completas para descargar gratis, o bien filtran contenido interesante gratuito y lo ponen a nuestra disposición de manera simple. En este post recopilamos 19 de los mejores en Español.

Si bien entre los sitios más conocidos para descargar libros están las tiendas como iBooks para Apple, Google Play para Android, Google Libros para distintos dispositivos, el Project Gutemberg y muchas otras webs como La Casa del LibroBubok o Lulu, por mencionar algunos; permanentemente se crean espacios donde nos ofrecen de manera gratuita una gran cantidad de obras sin costo alguno. En muchos casos obligándonos a usar el formato PDF para visualizar los archivos, pero en otros también a disposición en EPUB (el más famoso para libros digitales). 

Acá va una serie de 19 de esos sitios, no tan conocidos y con libros gratis en Español:
  1. Más de 15000 títulos en epub y +200 en preparación actualmente: epublibre
  2. La Biblioteca Digital Hispánica, de la Biblioteca Nacional de España.
  3. Gran catálogo gratuito de las Bibliotecas municipales de Sevilla
  4. Una biblioteca con hermana de Wikipedia, llamada Wikisource.
  5. Una colección de más de 9000 libros de Dominio Público en Planeta Libro.
  6. La sección de libros gratis en 24symbols.
  7. Un sitio con libros del dominio público para descargar gratis: Fendbooks
  8. Una colección de libros gratis en: OpenLibra.
  9. Los resultados para el costo 0,00 € en Literanda.
  10. Sistema de Bibliotecas de La Rioja, España: eBiblio.
  11. Un agregador de libros que recopila y cataloga: Freebook Sifter.
  12. Una biblioteca gratuita de 250 títulos en Manybooks.
  13. Portal de descarga gratuita de libros, la mayoría en Español: Libroteca.
  14. Sitio con 5 descargas gratis por mes y acceso ilimitado pagando: Free-eBooks
  15. Una web que filtra los libros gratis de Amazon: Hundred Zeros.
  16. Gran Biblioteca Digital de Europa: Europeana (setear la búsqueda en Español). 
  17. Catálogo del proyecto editorial Klinamen, sobre la lucha anticapitalista. 
  18. Una web con libros del dominio público, en formato ePub: Ganso y Pulpo
  19. Más de 500 libros gratis en Libros Libres (rebelion.org).

jueves, 19 de febrero de 2015

Google Apps en Educación Universitaria


Si bien creo que no es del todo saludable dejarse guiar por las promociones de los productos, sí es lógico (en términos de aprendizaje conectivo) hacerse de la experiencia de los demás como atajo. No es la receta por la receta misma, ni el molde para replicar, sino el texto y el contexto para analizar y crear argumentos propios. Desde el mismo Google promocionan una serie de experiencias que vale la pena recorrer en ese sentido. Aquí el enlace principal con los abstracts en Español.

miércoles, 18 de febrero de 2015

10 citas desde Dentro de WikiLeaks #InsideWikiLeaks


Hace poco leí Dentro de WikiLeaks, de Daniel Domscheit-Berg con redacción de Tina Klopp, cuya primera edición es de 2011. Es un libro que ya fue llevado al cine en 2013 (ver al final enlaces y trailer) y así y todo no es tan conocido. Desde mi punto de vista, el libro es importante en tanto que es la palabra oficial de uno de los creadores de WikiLeaks; una de las campanas de la historia de este sitio que ya marcó sin dudas nuestra época. 

En este post comparto una serie de 10 citas textuales, organizadas según un criterio de títulos que les coloqué a los fines de sintetizar las temáticas (no figuran así en el libro sino que esta es una forma de sistematización de la lectura).

El libro en sí es bastante entretenido, destacando los datos y claves que -para los recién iniciados en temas de WikiLeaks y su historia- pueden ser atrapantes. Entre los temas principales podríamos nombrar la cuestión de la filosofía de WikiLeaks, su historia y fechas importantes, tiene incluso un resumen muy bueno al final con la cronología de los hitos más importantes desde octubre de 2006 a diciembre de 2010.

Por momentos, debo confesar, el libro se torna denso en los detalles de la relación de Domscheit-Berg con Julian Assange. Tan denso que hasta hace pensar que el autor exagera y agrega innecesariamente opiniones de amor-odio para con Assange. De todas maneras, esta es su postura y visión sobre la relación entre ellos, que sin dudas juega un papel importante y se entremezclada en la médula de la vida misma de WikiLeaks.


10 citas del libro Dentro de Wikileaks #InsideWikiLeaks

1
La filosofía WikiLeaks
Aquello que en el pasado nos unió, a Julián y a mí, fue el convencimiento de que un mejor orden mundial es posible. En el mundo con el que soñábamos no había sitio para mandatarios ni jerarquías, y nadie podría basar su poder en la ocultación de conocimientos a otras personas, lo cual constituiría el principio para una interacción en igualdad. Esa era la idea por la que luchamos, el proyecto que juntos desarrollamos y que veíamos crecer con el mayor orgullo. (P. 15)

2

La visión externa inicial
Es curioso, pero un primer momento muchos daban por supuesto que tras Wikileaks se ocultaba un servicio de inteligencia secreto internacional, y que se trataba de un llamado honeypot: es decir, que se ofrecía una plataforma a todo aquel que quisiera divulgar una información, con el fin de atrapar a los delatores tan pronto como cargasen material realmente explosivo en la página. (P. 17)

3

Relación con Assange
En una ocasión, cuando mi relación con Julián ya estaba muy degradada, me dijo que sin Wikileaks sería un Don Nadie. Y que solo había participado en el proyecto porque no sabía que hacer con mi vida. Tenía razón. Wikileaks fue lo mejor que me había pasado hasta entonces en la vida. (P. 19)

4

La primera explosión mediática: El caso de la banca Julius Bär
"En un primer momento casi llegamos a creer que nuestros adversarios podrían con nosotros. Los abogados de la parte contraria consiguieron resolución provisional del juez competente en California. El juzgado de California contaba con un motivo muy simple: el dominio wikileaks.org ya estaba registrado. El bufete había alegado que se trataba de "secretos empresariales" robados por un "antiguo trabajador" (...) El juez admitió la instancia. El sitio wikileaks.org fue en consecuencia eliminado de Internet. Nos habían borrado del mapa. Por lo menos eso es lo que ellos creían. No tenían ni idea de uno de los fundamentos en los que se basa el principio de Wikileaks, que consistía en lo siguiente: tan pronto como alguien eliminaba un sitio de la red, en otro lugar del mundo se creaban cientos de réplicas. Por esa razón, era casi imposible taparnos la boca. Se desató una oleada de indignación por todo el mundo (...) Los periodistas fueron lo bastante inteligentes para hacer alusión a las casi doscientas páginas web a través de las cuales se podía seguir accediendo a Wikileaks (...) Todo culminó en un titular de la CBS News: "Freedom of Speech has a Number". La libertad de expresión tiene un número. Y ese número era la dirección IP de Wikileaks: 88.80.13.160. Nosotros éramos ese número. Y uno bastante importante" (...) la culminación de todo ello llegó cunado fuimos capaces de oponer resistencia a aquellos arrogantes abogados. Apenas diez días después el juez revisó su precipitada sentencia y la página volvió a ser conectada. (...) fue la presión de la opinión pública quien lo consiguió. Una semana más tarde, el banco Julius Bär retiró la demanda. (...) Por cierto, nunca volvió a presentarse una demanda contra WikiLeaks". (P. 29 a 30)

5

Verano del 2008
"Nuestra infraestructura se tambaleaba bajo el peso de los cada vez más numerosos envíos y visitas a nuestra página. En principio era positivo crecer, tal como había sucedido. Pero en realidad nuestra infraestructura técnica era una osadía irrespondable. Si alguien hubiera descubierto entonces el emplazamiento de nuestra máquina, lo hubiera tenido muy fácil para darle el golpe de gracia a WikiLeaks". (P. 37)

6

Premio de la Prensa de Amnistía Internacional 2009
"El galardón premiaba la filtración sobre los asesinatos por encargo de la policía keniana, que había matado a más de 1700 personas y secuestrado a más de 6500. Dos activistas pro derechos humanos kenianos de la Oscar Foundation habían descubierto el complot y habían escrito un informe al respecto. Julián llegó tarde a la entrega de premios. En el auditorio habría tenido la ocasión de hablar ante muchas personas a las que, por aquel entonces, no teníamos acceso de ninguna otra forma. La concesión de ese premio debía abrirnos muchas puertas, pues nos serviría como garantía ante muchas críticas: al fin y al cabo, si Amnistía Internacional te concedía un premio, tu labor no podía ser tan inmoral, ¿no? (...) La excusa que puso Julián por no haber llegado a tiempo a la entrega de premios habría podido llenar páginas y más páginas de un libro de espías; aún recuerdo que aseguró que dos policías lo habían estado siguiendo. En otra ocasión, me explicó que había perdido el vuelo porque estaba resolviendo un complejísimo problema matemático. A pesar del tiempo que había pasado con él, nunca supe a ciencia cierta cuándo mentía y cuándo decía la verdad. (P 70 - 71)

7
Sobre la mutación de Assange
"No pongas en duda al líder en tiempos de crisis" Esta frase casi tenía potencial cómico. Julian Assange, el revelador de secretos en jefe y el crítico militar más mordaz en misión de paz global, se había acercado también de palabra a los poderosos a los que pretendía combatir. (P. 181).

8
Assange dictador

La conversación en el chat que mantuve con Julian sobre mi suspensión también fue grabada, y se publicó a través de Wired. Todavía no sé quién facilitó aquella conversación a esa revista de habla inglesa. (...) En ese caso no se trataba de un asunto privado, sino de la cultura de la comunicación de WikiLeaks. Los registros del chat ilustran el estado en el que se encontraba entonces el proyecto, el tono y los argumentos con el que estaba siendo manipulado. Puedo afirmar una y cien veces que Julian era un "dictador". (P. 197)

9

Openleaks
El verdadero problema de WikiLeaks fue que tuvo que satisfacer demasiadas exigencias al mismo tiempo. WikiLeaks gestiona sola todo el proceso de traición de secretos digitales: las fuentes cuelgan sus documentos, el equipo de WikiLeaks los limpia de metadatos, verifica los envíos y redacta las notas adjuntas sobre el contexto. Al final, todo eso se publica en su página web. Pero llegó un momento en el que ya no nos era posible llevar a cabo todas esas tareas. Nos acribillaban a envíos y habríamos necesitado cientos de voluntarios trabajando a destajo para salir adelante. Así pues, constantemente debíamos decidir qué filtraciones publicábamos y cuáles permanecían sin publicar en nuestros servidores, junto a otras miles. Esas decisiones nos superaban. Y es muy probable que decepcionásemos a muchos informadores que habían asumido un gran riesgo y que aún hoy esperan una recompensa a la valentía con la que revelaros documentos secretos con la esperanza de contribuir a crear un mundo mejor. (...) Pero  en WikiLeaks se habían reunido demasiados hilos en una sola mano (la mano de Julian Assange) y eso nos convirtió en un importante actor dentro del ámbito de la política internacional. No tenía ya ningún sentido hablar de neutralidad, aunque un día nos hubiéramos comprometido a mantenerla (...) la neutralidad era uno de los principios fundamentales de WikiLeaks. (P. 240 a 241)

10
OpenLeaks perfecciona procedimientos de WikiLeaks
Con OpenLeaks, hemos decidido emprender un nuevo camino y que sean varios los hombros que acarreen con la responsabilidad (para ser exactos, los hombro que mejor preparados están para ello). (...) Si una fuente opina que la prensa local será la que mejor podrá gestinoar un documento, esta debe disponer de él. En cambio, si la fuente cree que los documentos deben estar en manos de Amnistía Internacional, la decisión también es suya. Esa idea se encontraba ya en la base de nuestra candidatura ante la Knight Foundation. Ahora, con OpenLeaks, la hacemos realidad. (P. 242).


Para seguir leyendo. El Quinto Poder.



lunes, 16 de febrero de 2015

De cara al futuro. Nota en Revista Nueva #Argentina #Educación

Durante enero, me entrevistaron para la Revista Nueva, y recientemente se publicó la nota. Tengo el honor de haber sido incluído entre ese grupo de renombrados especialistas, que en este artículo nos permitimos pensar en la Educación y el futuro, las tecnologías y algunas cosas más. Comparto el enlace a la nota y luego el texto completo.

Escuela innovadora
Un mundo cada vez más conectado y con la información al alcance de la mano vuelve imprescindible la renovación de la escuela. Cinco especialistas opinan sobre cómo debe ser esta frente al futuro.
La coincidencia es unánime: la escuela prepara a los niños para el mundo de ayer y sus características resultan totalmente obsoletas para el mundo en que vivimos. En detalle vemos que seguimos preservando la lógica de la industrialización, con aulas repletas de niños en fila frente a un gran pizarrón, repitiendo –más o menos de memoria– lo que explicó el maestro que es quien transmite la información. Mientras tanto, la realidad cambia vertiginosamente y todo parece quedar anacrónico para niños hiperconectados cuya facilidad para interactuar con la información desconcierta a todos por igual. Existe una deuda con la educación en el mundo entero y es necesario saldarla. La innovación ya es una exigencia impostergable. Este fue el tema central de la encuesta global que encaró el World Innovation Summit for Education (WISE), acerca de cómo será la escuela en el año 2030, que se realizó durante el mes de julio último y para la que se entrevistó a 645 expertos de todo el mundo. Los resultados fueron interpretados por eminencias de la talla del lingüista estadounidense Noam Chomsky; Julia Gillard, exprimer ministra de Australia y también exministra de Educación, y el profesor Sugata Mitra de la Universidad de Newcastle, Inglaterra, entre otros. Todo parece indicar que en el futuro no habrá clases magistrales; que primarán las habilidades y las capacidades de cada alumno frente al saber académico; que la tecnología modificará radicalmente el rol de los maestros, y que Internet será la principal fuente de conocimiento. Varios expertos argentinos opinan.
Cambiar escuela
“La escuela atraviesa un gran desa-fío”, confirma Claudia Romero, doctora en Educación por la Universidad Complutense de Madrid y directora del Área Educación de la Universidad Di Tella. “La escuela ya no tiene el monopolio del acceso a la información sino que hay otros agentes muy poderosos para eso”, agrega, y destaca que ni Internet ni los medios de comunicación producen conocimiento sino que ofrecen información y es el sujeto quien hace el paso de esta al conocimiento. “En esto el papel de la escuela es esencial”, explica. Por su parte, Graciela Caldeiro, magíster en procesos educativos mediados por tecnología, docente e investigadora del equipo del Proyecto en Educación y Nuevas Tecnologías (PENT) de Flacso, afirma: “Es evidente que el desarrollo de las tecnologías de información y comunicación (TIC) ha cambiado las formas de producir conocimiento. Hay prácticas que ya no son posibles; más allá de la ideología, se impone la realidad”. “La escuela tradicional con horas y espacios fijos es un fósil institucional”, coincide Alejandro Artopoulos, sociólogo (UBA) y director del laboratorio de tecnologías del aprendizaje en la Escuela de Educación de la Universidad de San Andrés.
“La escuela no puede cambiar si las personas y el sistema no cambian. Más allá de la discusión sobre desde dónde viene el cambio, está la realidad compleja, conectada, que evoluciona día a día y nos desafía”.
“Así como el trabajo y el tiempo personal se flexibilizaron, la escuela debería dar lugar a espacios y tiempos de aprendizaje autónomo”, agrega. Pablo Bongiovanni, profesor en Ciencias de la Educación por la Universidad Católica de Santa Fe y especialista en TIC afirma, contundente, que es obsoleto tener una educación incoherente entre lo que se enseña, lo que aprenden los alumnos y lo que la sociedad reclama; Juan María Segura, experto en innovación y gestión educativa y autor de Yo qué sé (#YQS). La educación argentina en la encrucijada, agrega que a la hora de pensar en cambios lo que realmente importa es determinar a quién le debe ser útil. “Las escuelas tienen sentido solo si generan aprendizajes significativos para los alumnos. Si estos no activan su curiosidad, no despliegan su capacidad artística y creativa o no encuentran áreas de interés, entonces, no tiene ningún sentido para ellos”.
La escuela del futuro
Steve Jobs afirmó que todos deberíamos aprender a programar computadoras, ya que esto es lo que verdaderamente enseña a pensar. Para Pablo Bongiovanni el pensamiento computacional, junto con el de diseño y otros más, son nuestros nuevos nortes. “Así como en alguna época los procesos de aprendizaje se moldearon para el mundo de la industrialización, así deberíamos moldear ahora los procesos que necesitamos fomentar”, afirma. Según él, el postulado de Jobs reclama enseñar a pensar, a relacionar, a sacar conclusiones, a hacer preguntas. Programar, en todo caso, es una excusa, porque si no enseñamos esto a las nuevas generaciones, condenamos a un número muy grande de jóvenes a vivir un futuro en el que dependerán de un número muy reducido de personas: las que sepan hablar ese lenguaje. Pero él agrega otros tipos de conocimientos, como los vinculados a la creatividad, las habilidades sociales y emocionales, la conciencia social, la conciencia solidaria, el método científico y la resiliencia, que ayudan a enfrentar mejor la vida, sea en el contexto que fuere. “Sin duda, la educación del futuro deberá poner más énfasis en el desarrollo de hábitos de pensamiento y de un conjunto particular de competencias, y menos en los conocimientos como resultado de un aprendizaje memorístico”, agrega Segura. Herramientas concretas y prácticas para enfrentar un mundo complejo, como lectoescritura digital, ciudadanía cosmopolita, pensamiento científico complejo, pensamiento algorítmico, análisis simbólico, creatividad y emprendedorismo, son claves. “La escuela del futuro debe hacer hincapié en el conocimiento aplicado”, propone Artopoulos. Para él es fundamental repensar a fondo las currículas e implementar cambios que permitan reconstruir una escuela más horizontal y menos elitista, que trate a los chicos como seres inteligentes que solo necesitan ordenar sus ideas, descubrir el mundo y saber qué pueden aportar.
“La currícula de la escuela tiene el gran desafío de ayudar a producir conocimiento, que es básicamente hacer una buena selección de información disponible y enseñar a pensar para poder seguir aprendiendo de manera autónoma”. Claudia Romero
El aprendizaje es uno de los fenómenos más asombrosos que existen, explica Pablo Bongiovanni, y destaca el aprendizaje colaborativo: “Es una clave excelente, porque las tecnologías digitales nos abren posibilidades para crear nuevas formas e intentar enseñar de una manera más óptima para lograr mejores aprendizajes”. En la escuela colaborativa lo importante no es el material que genera el profesor, sino el proceso de aprendizaje que siguen los alumnos y los productos que estos crean en el aprendizaje. “Actualmente los alumnos no esperan que el docente les dé información sino que la buscan en Internet desde sus casas, en bibliotecas, en documentales”, coincide Romero. “El aula es el lugar donde se trabaja con esa información en forma colectiva, usando el potencial irremplazable del contacto personal con otros, de la dimensión social de la escuela”, afirma.
Adultos responsables
Si bien es cierto que los alumnos del siglo XXI tienen una extraordinaria facilidad y talento tecnológico, esto no basta. “Nuestras investigaciones han revelado que los niños, aunque tienen mucha habilidad para el uso de la tecnología, solo la tienen para los usos ociosos, pero son analfabetos digitales cuando la PC se usa para actividades intelectuales”, dice Artopoulos, y recalca que el papel de los maestros y los adultos en el proceso de aprendizaje es fundamental. “El docente debe ser el mentor que guía a los alumnos en situaciones problemáticas complejas”, concuerda Romero, quien explica que este rol es mucho más interesante ahora no solo por disponer de la tecnología como una aliada extraordinaria, sino por el gran soporte de evidencias teóricas sobre cómo se producen los aprendizajes, desde las neurociencias a la psicología del aprendizaje. También para Segura la función de los adultos es clave en el nuevo contexto. “Los nativos digitales poseen una elevada tasa de alfabetización digital pero no necesariamente están dotados de autonomía para guiar sus vidas o su propio recorrido exploratorio intelectual o sentimental”, dice. Además, advierte sobre el riesgo de dotarlos de libertad plena creyéndolos autónomos, y sobre la importancia de los adultos como referentes durante el proceso de desa-rrollo de la psiquis y la personalidad.
Caldeiro afirma: “El acceso a la tecnología permite nuevas maneras de aprender que no serían posibles de otra forma, pero no basta con ‘repartir tecnología’”; Romero entiende que los modelos escolares que se basan en el uso exclusivo de netbooks, tablets y tutoriales de YouTube son un error, ya que es sabido que ningún país ha mejorado su educación con la tecnología como mascarón de proa. “Es un empobrecimiento de la escuela revestido de espejitos de colores –explica–. Muchas veces se cambian las formas y el fondo sigue siendo el mismo”. Por eso reivindica otras pedagogías innovadoras, como la Montessori, que son verdaderas alternativas para dar protagonismo a los niños que están aprendiendo.“Ya lo enseñaba Sócrates: lo que vale es la pregunta que se hace el que aprende”, cierra.
Una foto publicada por Pablo Bongiovanni (@pbongiovanni) el